Joven recibe una bala perdida durante la cena de año nuevo

By El Gráfico de la Costa
In enero 5, 2018
  • Celebraba en familia la cena de fin de año, una bala perdida se introdujo en su cuerpo
  • Por falta de personal y de dinero no fue atendida en hospitales públicos

Raúl Laguna

BAHÍAS DE HUATULCO.– Una joven de 17 años de edad fue lesionada con un proyectil de arma de fuego la noche del pasado 31 de diciembre cuando en el patio de su casa celebraba la cena de fin de año con sus familiares, y para recibir atención médica ha pasado por tres nosocomios y por falta de médicos no ha sido intervenida.

En bahías de Huatulco, en varios sectores de la población acostumbran a realizar detonaciones de arma de fuego en señal de recibimiento del año de fuego; lo mismo hacen la fecha del 16 de Septiembre.

En ésta ocasión, como consecuencias de disparos de armas de fuego de diferentes calibres, una de las balas quedó alojada en el cuerpo de una joven de 17 años de edad, vecina del Sector H2.

Después del incidente, ya en la madrugada del pasado 1 de enero, la familia ha vivido un viacrucis para que les brinden atención médica y que mediante una intervención quirúrgica le extraigan la bala que penetró en su cuerpo.
Ni la Cruz Roja, ni el Hospital Naval Militar de Bahías de Huatulco; ni en el Hospital General de San Pedro Pochutla lo realizaron por falta de personal médico.

Amarga cena de fin de año

Una de las familiares, de quien se omiten sus generales informó en entrevista que cuando “estábamos en la cena familiar, escuchábamos la ráfaga de tiros y mi hermana, al pararse para servirse de comer recibió el impacto de bala en el hombro”, informó.

La entrevistada dijo que al darse cuenta de lo sucedido, “la llevamos a la Cruz Roja en donde nos comentaron que no tenían el equipo necesario para hacer una cirugía y sólo le hicieron una radiografía y nos dieron un pase para (el hospital de) Pochutla, pues nos comentaron que la herida era de segundo grado y necesitaba mejores equipos para hacer una cirugía”, explicó.

También expresó que después de salir de la Cruz Roja, llevaron a su hermana al Hospital Naval, “allí, por una cirugía nos iban a cobrar 20 mil pesos y la hospitalización por día era de 10 mil y que los medicamentos no se incluían y que si había un sangrado iba a ser extra y pues prácticamente no nos dieron una solución”, informó.

En el hospital de Pochutla no había personal
Posteriormente, por sus propios medios se trasladaron al Hospital General de San Pedro Pochutla, en ese nosocomio la recibieron y le sacaron una radiografía y les comentaron que “la bala era superficial y que no había ningún daño y que nos presentáramos al siguiente día”, manifestó.

Hasta el momento, la entrevistada aseguró que la bala sigue alojada en su cuerpo y que ayer miércoles sacaron fecha para la cirugía; sin embargo, será hasta el próximo 16 de enero que la intervendrán quirúrgicamente.

La bala se encuentra alojada en la parte de la espalda alta, cerca del hombro de la joven de 17 años de edad y hasta el momento, los familiares han sufragado un gasto de al menos 5 mil pesos en curaciones, medicamento y estudios realizados y esperan que el proyectil no daño sus órganos vitales.

Los familiares desconocen la procedencia del proyectil, en varios sectores de Santa Cruz Huatulco se escucharon disparos de arma de fuego que irresponsablemente realizan diversas personas de la población.

Le extraen la bala
Al medio día de ayer miércoles, en un hospital privado de Bahías de Huatulco, la joven ingresó al quirófano en donde le extrajeron la bala que tenía incrustada en su cuerpo; debido a que en hospitales públicos no tuvieron respuesta para que fuera intervenida.

La irresponsabilidad de las personas por las detonaciones de armas de fuego que realizan al aíre libre, pudo cobrar la vida de una joven de 17 años, que en compañía de sus familiares recibían el año nuevo.

Leave A Comment